Cuando hablamos de dos personas maravillosas…


…hablamos en este Blog una vez más de Delia y Manuel. Ahora por tercera vez ellos vinieron de Los Estados Unidos a visitarnos, y una vez más nos han traído una enorme cantidad de donaciones. De casi nuevas ropas, en el mismo estado una enorme cantidad zapatos, hasta deliciosas alimentos básicos y un montón de materiales escolares, todo llegó de este gigante barril de sorpresas a la luz. Delia y Manuel, su enorme entusiasmo social es incomparable, y la fieldad con que ustedes nos acompañan desde nuestra formación, por nada una evidencia. Nos sentimos afortunados que ustedes han ampliado el círculo de donadores en Los Estados Unidos, y sabemos apreciar su confianza en nosotros. Somos muy emocionados y una vez más os mandamos un enorme GRACIAS y un beso grande a ustedes dos, como también un abrazo de oso a sus ayudantes y cómplices. Buen viaje a casa y hasta pronto…